GHOST B.C- INFESTISSUMAM

ghost-infestissumam

Las cosas pasan por casualidad y, eso a lo que llaman destino, nos hace con frecuencia encontrarnos con una actitud y estilo de música diferentes. Lo que ya me pasó en su día con grupos como Mercyful Fate o los italianos FolkenTroll, lo consiguió hace no demasiado un grupo sueco que ha levantado yagas en muchos sitios, ha sido duramente criticado y ha sido símbolo de renovación en el ámbito del rock/metal. Ellos son Ghost B.C y recientemente han publicado su nuevo disco “Infestissumam”, que en latín significa hostil.

Para quien no los conozca, Ghost B.C nacen en 2008 pero no es hasta 2010 cuando se estrenan con un álbum y es ahí donde empiezan a hacer mella, con “Opus Eponymous”, y gracias a canciones como “Elizabeth”, “Con Clavi Con Dio” o “Ritual”. ¿Qué es lo que principalmente diferencia a Ghost B.C de los otros grupos?, su puesta en escena. El tema principal de sus letras reside en el satanismo pero no es hasta conocer la formación y apariencia del grupo cuando nos damos cuenta de lo que reside en el interior del grupo. Es simple, cinco personas llamadas Nameless Ghoul acompañan en los instrumentos a un peculiar cantante cuya vestimenta es la de un sacerdote con rasgos esqueléticos, este peculiar personaje se conoce como Papa Emeritus II y al igual que el resto de la banda, se desconoce su verdadera identidad oficialmente.

Ghost-BC

Este disco comienza como ya lo hizo “Opus Eponymous” y se nos presenta en forma de instrumental con el nombre del propio disco. “Infestissumam” comienza con unos coros gregorianos para luego dar paso a una potente instrumental a la vez que se van congregando las voces al unísono de la música, tal y como si empezase una auténtica ceremonia y que sin duda es una elección perfecta para comenzar el recital.

No es hasta “Per Aspera Ad Inferi” (a través del áspero infierno) donde Emeritus II se presenta y nos empieza a relatar su particular eucaristía, sonando unos Ghost B.C mejorados y que vuelven a triunfar con un estribillo pegadizo de los que no se borran, como a más de uno nos pasó en “Con Clavi Con Dio” y sus coros en el anterior álbum.

En este momento es cuando llegamos al corte que los suecos han elegido para hacer un videoclip y por tanto, convertirlo en single. “Secular Haze” se nos presenta con unos teclados que parecen sacados de una feria de barrio, y en la cual queda una emulación muy agradable al oído instrumentalmente hablando, y con una voz que nos relata algo y nos invita a escuchar a Emeritus II con mucha atención. Una de las mejores canciones del álbum a mi parecer y la canción perfecta para elegirla como single.

“Jigolo Har Meggido” se nos presenta como una canción animada y que por alguna extraña razón me recuerda a la típica música ochentera que se nos presentaba en ese “concurso” llamado Eurovisión. Sus teclados, sus guitarras resonantes al compás de la batería y la voz pausada nos ofrece la sensación de vivir un festival, una auténtica fiesta.

En este corte encontramos lo que puede ser la sorpresa del disco y una de las mejores canciones ya no sólo de este “Infestissumam”, sino de toda la corta carrera de Ghost. “Ghuleh/Zombie Queen” nos aborda con un piano pausado y la voz de Emeritus II resonando, como casi si estuviera cantando una canción de cuna o una balada, al fin y al cabo la canción va del amor hacía una reina zombie. Cuando pensamos que todo es lento y pausado, se nos rompe la teoría y un rock & roll muy ochentero y misterioso arranca para convertir la canción en todo lo contrario a lo que esperábamos. Un verdadero temazo.

papa-emeritus-ii-of-the-band-ghost-bc

“Year Zero” está invitada a convertirse en un himno del grupo, y recuerda mucho a las canciones del primer álbum si no llega a ser por esos coros, que nos recuerdan que estamos en otro disco distinto e incluso mucho más oscuro que el anterior en el tema léxico y lírico. Canción que encaja muy bien con el siguiente corte como es “Body And Blood”, que posee una simplicidad muy bien justificada.

Por desgracia, ni “Idolatrine” ni “Depth of Satan’s Eyes” me han gustado. Carecen de variaciones y el ritmo tan repetido abruma y me hace quitarlas de la reproducción siempre que saltan para que les intente dar otra oportunidad.

Brutal el final del disco con “Monstrance Clock” retumbando a modo de epitafio para que nos dejen marcharnos de esta nueva eucaristía musical formada por un grupo que poco a poco va ganando forma y se va haciendo un hueco en el panorama, y que, aunque para muchos sean unos simples palurdos vestidos de una forma tétrica y ridícula, para mí son unos perfectos exponentes de como hay que evolucionar en el mundo de la música. Habemus papam.

Anuncios

Publicado el mayo 24, 2013 en Música y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. FauxBaudelaire

    Ostia que guapada, habra que escucharlo. Ya lo estoy buscando para bajarmelo, gracias por la recomendacion!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: